Entre los programas de entretenimiento de NETFLIX, se encuentra TERRACE HOUSE, la versión japonesa del programa de reality conocido en algunos países como BIG BROTHER o Gran Hermano.

Así como ellos, TERRACE HOUSE también tiene a un grupo de personas desconocidas viviendo bajo un mismo techo.

Aunque con una pequeña diferencia:

1. Mientras que en BIG BROTHER, uno de las características era vivir en total aislamiento, sin contacto con  el “mundo exterior”, sin utilizar ningún medio de comunicación (teléfonos, Internet, televisión, radio…), y sin posibilidades de salir…en TERRACE HOUSE, sucede exactamente todo lo contrario.

Los habitantes de la casa, si bien deben convivir dentro de la misma, también es cierto que pueden continuar con su vida “normal”.

Esto es, salir  a algún lado, seguir conviviendo con familiares y amigos, continuar trabajando donde estaban, o estudiando en los institutos…

Y a pesar de que todo parece normal, los niveles de audiencia son excelentes.

La gente (al menos, la que conoce los otros programas) se ha preguntado el por qué tiene tanto éxito, si realmente no hay nada de “misterio”, ya que todos pueden salir y entrar según sus necesidades o deseos.

Pero, el éxito de esta serie, es precisamente eso: la convivencia entre los habitantes.

TERRACE HOUSE es una manera como el público (principalmente, el extranjero) conoce el estilo de vida de la sociedad japonesa, reflejada por seis jóvenes (3 hombres y 3 mujeres).

A los participantes del programa, sólo se les da como petición única, el vivir dentro de la misma casa, por tres meses.

2.También les dan un coche, que pueden emplear cuando lo deseen.

3. Las cámaras no los siguen a cada paso, cada minuto del día. Sí las hay, pero más bien, se enfocan en las actividades que realizan estas personas fuera de la casa, y otro tanto en las dinámicas cuando están dentro. Esto ocasiona que muchas veces, los involucrados puedan comportarse con naturalidad. Y esto es, al final, lo que busca Terrace House: mostrar a las personas tal como son, pero con la convivencia de otras en una misma casa.

El hecho de que puedan continuar con sus actividades normales fuera de la casa, hace recordar el reality de MTV, Real World. En este, los habitantes de la casa podían continuar con sus vidas fuera de ella.

Y al igual que los otros programas, la intención principal es ver la manera como se desarrolla la convivencia entre los habitantes, y las posibles relaciones que nazcan de esta.

De este programa ya hubo 8 temporadas, llamadas BOYS X GIRLS NETX DOOR. Fue transmitida por FUJI TV de octubre del 2012 a septiembre del 2014. Luego se creó una película independiente, a la que llamaron TERRACE HOUSE: CLOOSING DOOR, con la intención de darle continuidad al programa.

Por su parte, NETFLIX creó una nueva temporada llamada BOYS & GIRLS IN THE CITY, como un programa producido por la empresa.

Finalmente, ambas empresas se unen. Y Fuji TV obtiene derechos para transmitir el programa por televisión japonesa. La serie tiene una duración breve por episodio (30 minutos, aproximadamente).

La grabación tuvo distintas localidades. Primero fue en una casa con terraza en la región de Shonan. Cuando se integró Netflix, pasaron al centro de Tokio. Concluyendo en Hawaii, titulándose ALOHA STATE.

Terrace House también tiene comentaristas: la presentadora You, la actriz Azusa Babazono, los humoristas Yoshimi Tokui y Ryota Yamasato, y el actor Kentaro.

4. Terrace House, a diferencia de los otros programas, no es una competencia ni concurso, por lo que no hay nominaciones ni expulsiones, tampoco se forman grupos, ni hay favoritismo (así que el público no debe esperar ver alianzas para sacar a otro).

Se trata de exponer al público la manera como conviven un grupo de personas día a día, bajo el mismo techo. Destacando algunas cosas, como el que no hay saludos con contacto físico (besos en la mejilla, estrechar las manos, o abrazos) cuando se conocen. Su presentación es más formal (aunque, siempre puede haber alguno o alguna que sea la excepción).

De acuerdo a la etiqueta japonesa, este comportamiento es normal. Como también lo es no mostrar mucho afecto en público. Por lo que, si bien pueden surgir romances dentro de la casa, o grandes amistades, la verdad es que el cariño o amor que se manifiesta no conlleva mucho contacto físico. Por supuesto, se sabe que las muestras de afecto son más moderadas porque los participantes saben que hay cámaras viéndolos (en privado, se rompe el mito de que los asiáticos son fríos, o no se tocan).

5. Otra característica de este programa, que no todos noten, es que ninguno de los comentaristas se habla con groserías ni gritos, ni hay interrupciones cuando alguno está hablando. Sólo hacen comentarios, desde un punto de vista como espectador.

Muchos sabemos que la sociedad japonesa (y en general, la asiática) es distinta a la occidental. En este programa, podrás notar que nadie está indagando la vida del otro, ni fijándose en sus errores, o lo que hizo en el pasado.

Respetan a los involucrados, como seres humanos, y les permiten comportarse con libertad.

Nadie inicia, ni se involucra, en conflictos. Ni entre los comentaristas, ni entre los participantes en la casa.

Por otra parte, existen sentimientos como en los otros programas: tristeza o lágrimas cuando se separan, algunos enojos… pero, moderados, al menos públicamente; después de todo, es un programa, y puede haber ediciones, pero por lo regular, no ves a las personas gritándose ni haciendo dramas.

Además, de que ellos mismo, también actúan con espontaneidad, ya que no siempre saben lo que va a pasar dentro de la casa, o lo que harán fuera de ella. Así que, también resulta entretenido ver cómo reaccionan ante las diversas situaciones que se van presentando.

Algo que notarás si llegas a ver este programa, es que cuando existe algún problema o inconformidad en la casa, siempre se busca la solución hablando. Suele darse mucho lo de “reuniones de grupo” para poder comentar aquello que causa incomodidad.

En la sociedad japonesa, el término kuki yomenai es importante. Se refiere a alguien que sabe lo que está pasando, sin necesidad de que diga con palabras. Es parte de la empatía que llegan a desarrollar, y esto se aplica al grupo de Terrace House cuando se trata de solucionar algo que “sienten” que no está bien.

6.Otras diferencias se encuentran en las emisiones. Mientras que en Tokio, los temas de las conversaciones giraban más sobre los trabajos que estaban realizando, sus metas personales y laborales, y lo que hacían para conseguirlo, en el programa de Hawaii la convivencia es más relajada (a diferencia de Tokio, donde el ritmo es más acelerado).

Además del cambio tan grande que hay entre vivir en Japón y Hawaii, por la cuestión de adaptarse a todo lo que esto significa.

Si tienes curiosidad sobre este programa, a continuación te dejo el vídeo sobre el opening tanto de Tokio, como el de Hawaii.

Kaburi 💋